martes, 16 de abril de 2013

Un muerto en la ola de violencia que recorre Venezuela

16.04.13 - 07:53 -


Un muerto en la ola de violencia que recorre Venezuela
Opositores manifiestan su rechazo a la proclamación de Nicolás Maduro como ganador de las elecciones. / Efe

Una persona ha muerto por un ataque de "grupos 'caprilistas' fascistas", en el marco de la ola de violencia que recorre Venezuela tras las elecciones presidenciales, según ha informado el Gobernador de Táchira, José Gregorio Vielma Mora. La víctima es un militante del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) que ha muerto "por la agresión de simpatizantes del principal candidato opositor, Henrique Capriles", en el municipio de Cordero. "Hay un muerto en Santa Ana, es el camarada Henry Manuel Rangel. Tres impactos en la espalda, producto de la oposición", ha dicho Vielma Mora.
Interrogado sobre este suceso, Nicolás Maduro, ha contestado: "Dicen que hay un muerto y heridos", aunque ha rehusado confirmar oficialmente este balance hasta conocer todos los detalles. Estos sucesos se enmarcan en los disturbios que se han desatado en Caracas y otras ciudades venezolanas para rechazar o defender los resultados electorales, después de que el Consejo Nacional Electoral (CNE) proclamara a Maduro presidente electo.
Maduro ha denunciado que opositores han quemado las sedes del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) en los estados de Anzoátegui y Táchira, "con gente dentro", y que lo han intentado con la de Barinas, aunque sin éxito.
Por su parte, el ex ministro de Información y Comunicación y miembro del equipo de campaña electoral de Maduro, Andrés Izarra, ha denunciado a través de Twitter que "hordas fascistas" han atacado la casa de su padre y la de la jefa del CNE, Tibisay Lucena.
Además, decenas de opositores se han concentrado frente a las sedes de TeleSur y Venezolana de Televisión (VTV) para denunciar el supuesto fraude electoral. "Han amenazado al personal", ha informado en directo la presidenta de la cadena panamericana, Patricia Villegas.

Grupos de opositores desatan ola de violencia: 4 muertos, ataques a CDI y Casa del Psuv y acoso a chavistas en sus casas

Publicado el 16 de abr de 2013 1:18 am |
  176 comentarios

(Caracas, 16 Abr., Noticias24)

 El ministro de Comunicación e Información, Ernesto Villegas, indicó esta noche que el Gobierno Nacional responsabiliza al derechista Henrique Capriles, quien desconoce los resultados de las elecciones de este domingo, “por los destrozos que se han venido sucediendo y por cualquier otro escenario de violencia que puede presentarse en el país”.
Desde el Cuartel de la Montaña, tras la reunión del Comando Antigolpe, Villegas reiteró el llamado a la aceptación de los resultados electorales: “Está dando muy mal ejemplo el señor Capriles con esta conducta que no está a la altura de la responsabilidad que tiene que tener un dirigente político con la nación venezolana”.

Ataques a CDI y Casas del PSUV

Destalló que se han producidos destrozos en diversos Centros de Diagnóstico Integral, casas del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) en varios estados del país y un mercado en la parroquia Coche, Caracas.
El Gobernador de Carabobo Francisco Amelilach denunció el ataque a numerosos CDI de la entidad así como el intento de quemar un grupo de Petrocasas.
Foto: Twitter

PARA ENTENDER EL FACISMO DEBEMOS LEER




lunes, 15 de abril de 2013

Fascismo y modernismo

Fascismo y modernismo

STANLEY G. PAYNE

HISTORIADOR

Tomado de la revista electronica de la fundacion  caja Madrid


La interpretación del fascismo ha suscitado el que es posiblemente el problema de análisis político más difícil y enojoso en la historia de la Europa del siglo XX. Aunque el fascismo tenía claras raíces en el fermento cultural y político de la última parte del siglo anterior, su repentina irrupción tras la primera guerra mundial supuso una sorpresa. No se había predicho y parecía ser una excepción única a los movimientos revolucionarios establecidos, generalmente izquierdistas, obreristas e internacionalistas. El fascismo no era ninguna de esas cosas. Los comunistas reconocieron en un principio que el fascismo presentaba analogías con el estilo y las tácticas revolucionarias y violentas del bolchevismo, pero en años posteriores tanto los marxistas como los liberales occidentales se mostraron de acuerdo en al menos un punto fundamental: el fascismo era reaccionario, antimoderno, una sublevación contra la modernidad.
El «debate sobre el fascismo» protagonizado por los expertos a escala internacional en los años sesenta y setenta intentaba alcanzar una mayor objetividad y exhaustividad, pero tuvo dificultades para llegar a ninguna conclusión clara y compartida. El debate se apagó posteriormente en cierta medida durante los años ochenta, pero acabaría reviviendo en la década final del siglo. Esta fase más reciente del estudio del fascismo se ha visto fuertemente influida por el «giro cultural» en la historia, y ha estudiado mucho más que anteriores investigaciones la cultura y la estética fascistas, o su empleo del arte, la propaganda y el espectáculo. Gracias a ello ha adquirido un entendimiento más completo del carácter moderno de las técnicas y prácticas fascistas, y también de los temas y el contenido tanto de la cultura fascista como, también, de las ideologías fascistas.
El más destacado de los nuevos expertos surgidos en las dos últimas décadas es el historiador británico Roger Griffin, de la Brookes University de Oxford.Tras publicar The Nature of Fascism (1991), que presentaba una nueva teoría del fascismo genérico, editó la mejor publicación en un solo volumen de textos escritos por los propios fascistas, Fascism (1991), la mejor antropología de interpretaciones del fascismo, International Fascism:Theories, Causes, and theNew Consensus (1998), y más tarde (con Michael Feldman) la imponente y exhaustiva antología en cinco volúmenes Fascism: Critical Concepts in Political Science (2004).
Modernism and Fascism es el mejor y más importante libro de Griffin, y se propone presentar una nueva interpretación de una de las dimensiones más importantes del fascismo. Los recientes cambios en el estudio del fascismo, ya mencionados, han preparado un ambiente receptivo, pero Griffin va mucho más allá de temas monográficos para presentar un análisis global de la relación entre fascismo y modernismo.
Tras un capítulo inicial que pone de relieve las «paradojas» del modernismo fascista, dedica un total de cinco capítulos, el equivalente de ciento cincuenta páginas, a presentar una definición e interpretación del modernismo y de sus diversas formas de manifestarse. Ésta es probablemente la interpretación del modernismo más sofisticada que se ha formulado en ningún ámbito, y representa un logro en sí misma, ya que Griffin no se ocupa simplemente del modernismo artístico e intelectual, sino también del «modernismo programático», la expresión del modernismo en proyectos políticos y sociales a partir de la segunda mitad del siglo XIX . La mayor parte de los estudios anteriores se habían limitado a poco más que el modernismo estético («epifánico», en la terminología del historiador británico) y generalmente se han desdeñado por completo sus dimensiones social y política.
Esto requiere, por supuesto, una distinción entre los procesos normales de «modernización», la existencia de diversos estados de «modernidad», y el «modernismo», que adopta la forma de una crítica y de un proyecto o proyectos.Al igual que algunos otros analistas, Griffin data el comienzo del modernismo a partir de mediados del siglo XIX , y se habría originado en una revuelta contra lo que se percibía como la decadencia y la deformidad que estaba pasando a ser supuestamente característica de la modernidad en sus formas actuales. El modernismo dio origen a una serie de proyectos para, a partir de aquel momento, revitalizar la modernidad y darle lo que se percibía como una expresión y una forma más verdaderas, más auténticas.Así, en la interpretación de Griffin, «el modernismo es un término genérico para un enorme despliegue de iniciativas heterogéneas, individuales y colectivas, que se llevaron a cabo en las sociedades europeizadas en todos los ámbitos de la producción cultural y la actividad social desde mediados del siglo XIX en adelante. Su común denominador se halla en el intento de lograr una sensación de valor, significado o propósito trascendentes a pesar de la progresiva pérdida de un sistema homogéneo de valores y una cosmología dominante de la cultura occidental provocada por las fuerzas secularizadoras y desarraigadoras de modernización».
Existe una distinción fundamental entre el modernismo y lo que se ha denominado más recientemente posmodernismo, y es que el modernismo proponía alternativas específicas y enfáticas, mientras que el posmodernismo plantea únicamente una elección permanente. El modernismo fascista sería así absolutamente congruente con lo que el crítico estadounidense Ihab Hassan llamó el principio de autoridad en el modernismo, en contraposición al principio de anarquía del posmodernismo. Otra diferencia entre el modernismo y el posmodernismo estriba en que mientras que los modernistas rechazaron drásticamente los aspectos clave de la cultura, la sociedad, la economía y la política de la modernidad, los posmodernistas generalmente aceptan y reflejan las tendencias culturales, sociales y económicas de la así llamada época posmoderna.
Los orígenes del fascismo italiano en la rivoluzione mancata (revolución frustrada) de la Italia del siglo XIX y su estrecha asociación con la revuelta modernista de comienzos del siglo XX en la intelligentsia y la élite artística italianas son generalmente bien comprendidos por los especialistas, a pesar de que no son percibidos normalmente por la opinión común. El dominio continuado del estereotipo habitual quedó demostrado en una fecha tan reciente como 2006, cuando un nuevo documental británico sobre arquitectura moderna expresó su sorpresa por el hecho de que el famoso escritor fascista Curzio Malaparte hubiera pedido que le construyeran una casa ultramodernista como su residencia personal en Capri.
Desde el comienzo mismo, el fascismo italiano se asoció íntimamente con sus propias formas de modernismo. Junto con el comunismo soviético, fue una de las dos grandes y novedosas formas radicales de «modernismo programático» de la década de 1920.Abrazaba de lleno el estilo modernista, y la arquitectura «racionalista» (el término italiano para referirse a la arquitectura modernista) se convirtió en el estilo semioficial del régimen.
El más amplio objetivo programático era crear una nueva revitalización moderna de la nación, con una estructura y un proyecto políticos nuevos que desarrollaran una nuova civiltà (nueva civilización). El fascismo habría así de convertirse en la revolución del siglo XX , del mismo modo que el nacionalismo y el socialismo habían sido las revoluciones del siglo anterior, y la democracia la del siglo XVIII . El modernismo programático no rechazaba todos los aspectos del pasado y de la cultura y la sociedad tradicionales, pero insistía en la creación de una nueva síntesis que combinara aspectos de esta última que siguieran siendo vitales y útiles con nuevos ideales y estrategias que habrían de construir un nuevo proyecto moderno y único. Rechazaba los aspectos «decadentes» de la modernidad, pero abrazaba de manera entusiasta lo que concebía como los objetivos más elevados del modernismo creativo en economía, tecnología, reforma legal e institucional y expansión nacional, todo ello fundamentado en la más esencial de las revoluciones modernistas: la creación del «hombre nuevo» con un vitalismo, una fuerza y un dinamismo fascistas.
Esto planteaba la revolución de la nación, no la clase, como la síntesis de la moderna revolución política, social y cultural para producir lo que Mussolini pasó a concebir como una «competencia revolucionaria» entre la Italia fascista y la Unión Soviética, una competencia que él pensaba que ganaría con seguridad el fascismo porque se basaba en las realidades más profundas de la nación, de la economía moderna y de las fuentes genuinas de la motivación humana.Todo ello se expresaba en el objetivo supremo fascista del «totalitarismo» (el concepto es una invención fascista), a pesar de que su plasmación concreta resultara ser mucho más difícil.
Griffin se vale de sus propias investigaciones y del trabajo de destacados especialistas durante la última década aproximadamente: estudiosos como Emilio Gentile (el más relevante historiador vivo del fascismo italiano), Mark Antliff, Ruth BenGhiat, Claudio Fogù, Diane Ghirardo, Jeffrey Schnapp, Angelo Ventrone y otros. Un aspecto, sin embargo, que no se examina con tanta claridad es el proyecto del imperialismo fascista –la nueva romanità en el extranjero– que revelaría algunos de los mismos elementos, con el derroche de riqueza desplegado en un proyecto como la construcción de la infraestructura económica de una moderna «Etiopía italiana» a partir de 1936.
No obstante, el eje fundamental del libro no es el análisis del fascismo italiano, sino el estudio del modernismo del nacionalsocialismo alemán que, junto con el extenso análisis introductorio del modernismo, constituye uno de sus dos principales logros. Durante algún tiempo, un número considerable de estudiosos han planteado una distinción entre los regímenes italiano y alemán, tomando a la infradesarrollada Italia de Mussolini como un régimen «modernizador» (aunque no modernista), en contraste con una industrializada Alemania nazi, cuyo régimen se tiene por «reaccionario». Esta distinción era básica para la interpretación más amplia del gran historiador italiano Renzo de Felice, que en el momento de su muerte en 1996 estaba considerado como el decano de los estudiosos del fascismo italiano y también como el más importante historiador italiano de su generación.
Todos los especialistas se mostrarían de acuerdo en que el nazismo fue un movimiento que buscaba la regeneración y la revitalización, pero incluso Enrst Nolte, que contribuyó a generar el «debate del fascismo» de los años sesenta, señaló que rechazaba la «trascendencia». Durante los años setenta, e incluso más allá, persistió la antigua interpretación del nazismo como intrínsecamente reaccionario, aunque ninguno de los muchos que suscribieron esta idea pudieron identificar ninguna Alemania histórica o tradicional anterior que Hitler pudiera haber perseguido restaurar. Jeffrey Herf intentó más tarde la cuadratura de este círculo introduciendo el concepto de Reactionary Modernism (1984).
La evidente invocación de factores y valores primordiales por parte de los nazis, combinada con su oposición tanto al liberalismo como a la izquierda, fueron las características principales que impulsaron durante mucho tiempo el concepto de «nazismo reaccionario». Lo que esto pasaba por alto es que lo característico del modernismo era la combinación de lo subjetivo y lo no racional con nuevas formas en la búsqueda de una síntesis novedosa de estas cosas con los estilos y modos de tecnología y organización más recientes, un modelo frecuentemente repetido en el modernismo programático. Como escribió Modris Eksteins en su incisivo tratamiento del modernismo de comienzos del siglo XX en Rites ofSpring (1989): «El nacionalsocialismo fue un producto más del híbrido que ha sido el impulso modernista: el irracionalismo cruzado con el tecnicismo. [...] La intención del movimiento era crear un nuevo tipo de ser humano del que nacería una nueva moral, un nuevo sistema social y, a la larga, un nuevo orden internacional». Esto combinaba conceptos de un «imaginario histórico» con valores y ambiciones radicalmente nuevos. El resultado no era una vuelta a una utopía preindustrial «reaccionaria» (que hace que el nazismo se parezca más al Portugal de Salazar), sino una «modernidad alternativa» nueva y radical en la que el Tercer Reich habría de estar a la cabeza del mundo en tecnología al tiempo que construía una utopía que combinaba todos los valores primordiales de la raza con nuevas formas del siglo XX.
Del rechazo oficial por parte de Mussolini de «los principios de 1789» –en referencia al liberalismo y el racionalismo normativo, una posición evidentemente defendida por Hitler– ha surgido una notable confusión. Esto ha dado lugar a la suposición habitual de que el fascismo rechazaba in toto los principios de la Ilustración del siglo XVIII, pero se trata de una conclusión en exceso reduccionista. El fascismo rechazaba los principios de 1789, pero abrazaba algunos de los principios fundamentales de 1793: la primacía de la nación, la solidaridad, la revolución y la redención por medio de una especie de religión profana. Se inspiró en importantes corrientes del pensamiento ilustrado, como la sustitución del cristianismo ortodoxo por un concepto diferente de Dios y trascendencia, la sustitución de la ley natural tradicionalmente sagrada por una completamente profana y la adopción de nuevos conceptos de naturaleza y sociedad. Fue esencial el concepto de una nueva jerarquía de lo ilustrado, artísticamente avanzado y culturalmente superior, corrientes de pensamiento que en la Ilustración habían coexistido con el semiuniversalismo. La fe en el progreso y el renacimiento profanos, un nuevo optimismo profano, surgió inicialmente de la misma fuente, como lo hizo la orientación hacia una «humanidad superior» basada en principios profanos. Las doctrinas de la Ilustración habían planteado la necesidad de una dirección y gobierno de élite, el dominio del voluntarismo humano y el triunfo de una nueva voluntad cultural y reformista, y habían introducido una nueva distinción entre sectores de la sociedad productivos e improductivos. En el siglo XVIII esto adoptó en ocasiones el aspecto de una reforma enormemente autoritaria, y en sus manifestaciones extremas posteriores puso el énfasis en un cambio revolucionario drástico y violento, que afectó a amplias esferas de la vida política, social y cultural, con el objetivo de lograr una nueva uniformidad dentro de la nación. La Revolución Francesa aportó el primer ejemplo de introducir una religión profana nueva y radical, acompañada por un teatro público y una liturgia política nuevas que inculcar a las masas. Fue también la Ilustración la que inició la práctica de una clasificación racial de la humanidad.
Nada en política es más típicamente moderno que el mito de la nación, llevado a un mayor extremo en la Alemania nazi que en ningún otro lugar. A este respecto, Griffin señala convincentemente que el famoso Mein Kampf de Hitler fue un documento prototípicamente modernista, que hacía especial hincapié en las numerosas semillas de declive que llevaba aparejada la modernidad. Más que volver a una cultura del tradicionalismo o el cristianismo histórico, Hitler ofreció un programa enteramente modernista de redención que combinaba lo racialmente primordial e irracional, por un lado, y un proyecto político radical que habría de introducir una nueva época milenaria.
Los historiadores han solido seguir el ejemplo del rechazo de Hitler en 1933-1934 a determinados tipos de modernismo estético que habían sido abrazados anteriormente por el principal activista cultural del movimiento y su responsable de propaganda, Paul-Joseph Goebbels. Lo que obviaron fue que el objetivo de Hitler era reemplazar el estilo expresionista (que él asociaba con el Kulturbolschewismus, la forma decadente de modernismo) con una nueva forma de arte orientada hacia el futuro que combinaba lo clásico y racialmente arcaico con nuevas formas de expresión que se valían de las técnicas más avanzadas. Griffin continúa catalogando una larga serie de usos de estilos, motivos y técnicas modernistas en el arte, la arquitectura, la escultura y la música nazis, todos los cuales aspiraban a crear un nuevo arte para el Reich.
El énfasis muy extendido en la tecnología avanzada, no simplemente en sistemas armamentísticos, sino en muchos sectores de la economía, exige una menor atención, ya que se trata de algo más conocido. El Tercer Reich desarrolló un especial modernismo tecnocrático asociado con la nueva y drástica planificación social y política para el futuro promovida por cualesquiera movimientos revolucionarios. Quizás el aspecto más exclusivo del Reich fue el énfasis en su interpretación de la biología y la «biopolítica», que combinaba lo primordial con un impulso único hacia una utopía biológica modernista, que combinaba el exterminio masivo basado en las más recientes técnicas científicas y la creación/invención biológica de una «raza dominante» pura, la única propuesta de la historia moderna que convierte a una nación en una especie de laboratorio frankensteiniano. «Ciencia enloquecida», sin duda, pero un tipo de ciencia de una modernidad alternativa sin ningún precedente tradicionalista. En vez del «nuevo hombre» soviético basado en la clase y el materialismo pseudocientífico, esto produciría un nuevo hombre basado en la raza, la biogenética y la cultura vitalista, que desde el punto de vista de Hitler era el superior de los dos proyectos de «revolución antropológica». El Tercer Reich fue también modernista por ser el «más verde» de todos los regímenes radicales, el primero en poner freno al tabaco, ya que buscaba introducir una drástica ecología alternativa. Griffin admite de buena gana que todo esto suponía una reacción contra formas dominantes de modernidad, pero subraya en todo momento que una reacción así fue siempre esencial para el modernismo, ya que éste buscaba introducir expresiones y conceptos nuevos, radicales y auténticos que sustituyeran a las formas de modernidad decadentes, falsas y destructivas. La interpretación tradicional del fascismo no era, así, tanto errónea cuanto drásticamente reduccionista e incompleta. Griffin presenta una perspectiva mucho más exhaustiva.
Este estudio se apoya fundamentalmente en Italia y Alemania, los dos únicos países en que los regímenes fascistas se mantuvieron en el poder durante períodos prolongados, pero al final del libro Griffin plantea la cuestión del modernismo en relación con los movimientos fascistas menos importantes. Hace mucho tiempo que se ha reconocido el modernismo literario e intelectual de los escritores fascistas franceses, al igual que ha sucedido con lo que podría llamarse el modernismo económico o la sofisticación de las ideas de Mosley y la Unión de Fascistas Británica. En Latinoamérica, los integralistas brasileños formaron el movimiento de tipo fascista de mayores dimensiones de la región, que introdujo su propia doctrina, absolutamente personal, de sincretismo racial y la «cuarta era de la humanidad», algo que podía compararse con el modernismo fascista de Europa, a pesar de ser muy distinto en su contenido específico.Al contrario, el neotradicionalismo cultural y religioso del régimen de Franco, así como las propias prioridades políticas del dictador, impidieron toda revolución fascista o modernista en España.
El movimiento con la fama más intensa de antimodernismo, aunque ciertamente no de tradicionalismo, fue la intensamente mística Legión del Arcángel Miguel, con su fuerte sincretismo de política extremista y religiosidad ortodoxa. Rumanía, no España, fue el país menos secularizado en el que surgió un movimiento fascista importante, y produjo la doctrina más inequívocamente sincretista. Lo que resultó sorprendente, sin embargo, fue el atractivo que tuvo la Legión entre los escritores, estudiantes y profesores universitarios modernistas del país, e incluso entre los científicos, que estaban aparentemente convencidos de que la crisis de modernidad y de materialismo requería una nueva revolución del espíritu. Algunos de estos escritores e intelectuales intensamente modernistas, como Mircea Eliade y Emil Cioran, alcanzaron más tarde fama internacional.
Lo que ha logrado Griffin es situar el fascismo dentro de sus plenas dimensiones históricas con mucha mayor claridad de lo que habían hecho los análisis reduccionistas anteriores. Nos ha brindado tanto un gran estudio del modernismo propiamente dicho como de la amplia variedad del carácter modernista del fascismo. Ésta es la nueva obra sobre el fascismo más importante que ha aparecido en bastantes años y es de esperar que pronto se publique traducida en España.

Traducción de Luis Gago

jueves, 11 de abril de 2013

... Pues sí, me engañaron

  Hasta hoy fui opositora

Es curioso estar escribiendo para intentar publicar en un medio de comunicación que por años me causó rabietas. Soy una venezolana, profesional desde hace años, egresada con honores de una reconocida universidad privada del país. No ejerzo mi profesión directamente porque me encargo de administrar un local comercial del cual puedo extraer suficientes recursos para mi apacible vida.

Vivo en el este de Caracas. Me inculcaron desde mi niñez el amor a mis semejantes y la honestidad. Fui de joven muy ingenua, lo cual me hizo decepcionarme de la calidad humana de muchas personas. Siempre me han interesado los asuntos de interés social, puesto que pienso que algún papel vinimos a desempeñar en esta vida y ese desempeño, es social o no es nada. Albert Einstein decía "Sólo una vida que se vive al servicio de los demás, vale la pena vivirla".

Siempre me parecía detestable cómo en los años 90 la gran mayoría de los habitantes de mi país no tenían acceso mínimo ni a la alimentación sana y mucho menos a otros recursos propios de las mínimas condiciones de vida, entendiendo que la bonanza propia de los ingresos petroleros era significativa y un sector de la sociedad se apropiaba de dichos recursos. De Chávez no tuve una muy buena impresión desde su aparición. El carácter conservador de mi familia lo etiquetó como un "loco violento" y mi edad no me capacitaba para profundizar en ese análisis.

Ahora bien, sé que esta publicación me va a traer serios problemas familiares. No me importa. Debo decir que me cansé. Me cansé de que la oposición por la cual voté tantas veces (incluso el 7 de Octubre) mienta a cada momento, en cada época, sin que eso tenga consecuencias serias.

Recuerdo que en 2002 me decían que íbamos a perder la potestad de nuestros hijos. Eso me causó una angustia demasiado fuerte y sentí verdadero odio por Chávez. Cada vez que aparecía en TV lo maldecía y cambiaba el televisor. Así llegué a estar. Casi nunca lo vi.

Cuando Chávez murió, sola, en casa. Me quedé reflexionando... Era aquel hombre, verdaderamente merecedor de todo mi odio? ¿No fue acaso siempre coherente y sincero respecto a todas sus intenciones e ideas? ¿No cumplió verdaderamente con su compromiso que tanto juró? Ante tanta duda, lo confieso, como soy una voraz lectora y una estudiante sin remedio, decidí investigar y leer de la manera más objetiva posible para re-crearme un criterio político con un menor sesgo.

Pues, señoras y señores... No se imaginan cuánto he llorado. Me dispuse de manera muy objetiva a buscar información y videos de todo tipo, me dispuse a leer críticas negativas contra Chávez pero sin sesgo, leí las positivas, la visión que por tanto tiempo había despreciado.

Debo confesar que estoy profundamente arrepentida de haberme opuesto a su mandato y de haber vertido tantas maldiciones en su contra. Era un hombre con defectos, pero, definitivamente, Chávez cambió la historia política de mi país y la cambió para bien. Es algo objetivo, palpable, demostrable.

Luego de quedar en esa especie de shock, comencé a preguntarme... ¿Cómo fue posible que por tantos años, a una persona como yo, que me considero inteligente, graduada con honores, me hayan podido engañar así?... Pues sí, me engañaron.

En ninguna parte de discurso alguno de Chávez ni de ningún vocero del bolivarianismo, se habló nunca de que el gobierno planteaba quitarnos a nuestros hijos. El problema fue el sesgo. Los medios que yo leí me pintaban a Chávez como el malo y punto, y así me lo creía, porque "tenía que ser verdad, salió en el periódico".

Por lo tanto, todo lo que de él se decía, siempre negativo, generaba una automática creencia. Y todas las semanas algún nuevo comentario salía que infundiera temor. En mí, lo lograron. Y créanme, nunca he querido mal para mi país, todo lo contrario. Así nos fueron llenando de dudas, temores y RABIA. Una vez leí que posiblemente nos desalojaran de nuestras casas. Lo creí como una tonta. Otra vez leí que iban a prohibir los créditos para carros. Y así, me fui haciendo una larga lista de recuerdos de cosas que me hicieron rabiar y que, curiosamente, JAMÁS se cumplieron. Todo fue falso para generarnos miedo. Y lamentablemente mucha gente de clase media, que ha trabajado para ganarse sus cosas, se siente amenazada por el gobierno, por algunos errores discursivos de voceros oficiales que no saben separar a la ¿burguesía? super-adinerada de la clase media que sólo trabaja y vive cómoda, pero fundamentalmente la gente se siente amenazada es por culpa de los medios. Muchas de esas falsedades que YO me creí, nadie las dijo desde el sector chavista, siempre lo dijo un medio privado.

Me puse a pensar entonces en muchas cosas. Recordé las cuñas que insinuaban que el gobierno nos iba a quitar los comercios, que el gobierno nos iba a prohibir tener dos carros. Pregunto a los opositores que me leen.. ¿Se dan cuenta de que llevan años engañándolos? Yo me di cuenta.

Por otra parte, reflexioné: Chávez decía "voy a hacer una misión de viviendas" y todos los días entregan viviendas, Chávez dijo en el 90 "voy a hacer transformaciones profundas" y , se dan cuenta? hizo transformaciones profundas.. Siempre, desde los años 90 (conseguí videos) Chávez tuvo UN SOLO DISCURSO, y siempre lo cumplió. Busquen si quieren videos de Chávez en youtube, en el programa de Oscar Yánez, todas, TODAS sus promesas de campaña las cumplió. 
VIDEO 1


VIDEO 2


La verdad está de su lado. No me cabe la menor duda. Lo que sí me cabe es un profundo arrepentimiento por no haber escuchado tantísimas veces a Chávez y por no haber aportado en ideas a la construcción de este país, que, ahora entiendo, es de todos. Y es de todos no porque yo lo diga, sino porque es verdad. Todos podemos ir al sistema médico de la misión de salud, mis vecinos votan por la oposición y compran carros Orinoco. En vez de quitar los pequeños negocios este gobierno no ha cerrado NI UNO y ha incentivado nuevos comercios, se está impulsando por primera vez en la historia la producción nacional. Comencé de repente a ver todo lo que antes no había visto.
Sí, hay MUCHOS defectos. Pero muchos de esos defectos no son culpa de Chávez ni del gobierno de Chávez. La inseguridad, por ejemplo. Al hermano de un amigo, lo mataron hace unos años. Luego de las investigaciones se supo que uno de los involucrados era un joven de 25 años militante de Voluntad Popular. ¿Puede decirse que los homicidios son culpa de Chávez y Maduro cuando el que hala el gatillo es un miembro de la oposición? ¿Puede decirse acaso, que es culpa de la oposición? La respuesta en ambos casos es NO. Esa culpa, muy aparte de las causas culturales y estructurales, es responsabilidad de quien hala el gatillo y de más nadie. Alguien me podría decir: El Estado es responsable de garantizar seguridad. Respondo: Sí, es cierto. Y me pregunto, ¿el chavismo ha hecho esfuerzos? La respuesta sin dudas es un contundente SÍ. Crearon una UNIVERSIDAD exclusivamente dedicada al tema de la seguridad, están graduando miles de policías, están trabajando las causas estructurales, eso NO se puede negar.

El tema petrolero, que, por mis estudios sé que es el tema más importante de nuestra economía, el chavismo lo rescató desde todos los puntos de vista posible. Tuve la oportunidad de estudiar el tema. Las transformaciones han sido de la tierra al cielo. Recuerdo de niña, que yo veía en la ciudad MUCHOS niños desnutridos, ya no veo ni uno. Quedan niños pobres, pero como país siento que vamos en el camino correcto. Porque no se puede superar tanta miseria de un plumazo, eso he podido pensarlo, reflexionarlo y entenderlo.

Por último, quiero terminar haciendo un llamado a todas las personas de buena voluntad que están absolutamente en la oposición. Yo vengo de allí, sé que hay buena voluntad en muchas personas votantes de oposición. Mucha gente quiere paz, tranquilidad, prosperidad y superación de la pobreza. Lo que no abunda mucho allí es reflexión crítica y profunda, autocrítica. Uds, amigos, primas que me leen, estudiantes de la UCAB, de la USM, de la UCV. No se dejen seguir engañando, busquen material, busquen archivos, critíquense, reflexionen, tengan sus criterios pero propios, forjados, cuestionen los rumores que les llegan, sean cuales sean. No se dejen engañar como me engañaron a mí. No me odien, ustedes saben que yo los respeto y que quiero lo mejor para Venezuela. Respétenme a mí y háganme caso, sincérense con ustedes mismos. Complejicen el pensamiento, los que son buenos en matemáticas me entenderán bien en lo de "complejizar".

No crean que de ganar Capriles (cosa muy negada por TODAS las encuestas), van a desaparecer de un plumazo todos los problemas. Al contrario, comenzaría un fuerte conflicto porque está claro que Capriles en Miranda enfrentó las misiones y si llega a Presidente algún día, será peor. La gente de este país, que ha podido estudiar gracias a Chávez, que ha podido trabajar gracias a Chávez, que ha podido tener mejor salud, gracias a Chávez; toda esa gente no va a dejar que se pierdan tantas cosas y que se privaticen, y ese es justo el plan de Capriles, privatizar, léanlo, yo lo leí, leí los dos. Completos. No crean que los delincuentes van a decir "ya ganó Capriles, dejemos de matar, dejemos de robar", el problema es MUCHO más complejo que eso. No crean que un chavista fastidiado va a quitarles el suministro eléctrico.

Los problemas son complejos. No crean que Capriles sería mejor presidente cuando ha sido un PATÉTICO gobernador. Por cierto, tengo una prima que tuvo una hermosa hija con un problema serio del corazón, la niña vive gracias al cardiológico infantil, porque mi prima perdió sus recursos, vendió su apartamento para tratarla en EEUU... Saben para qué vendió su apartamento? Para no tener que llevar a la niña a un hospital chavista. Cuando se quedó sin dinero, la llevó al cardiológico porque no tenía más opción, la hermosa niña vive gracias al cardiológico. No pagó un centavo. Ella, mi prima Aracelis, también votará por Maduro. Se nos acabó el odio prima bella, menos mal. ¿Quieren ver cómo nació el cardiológico? Miren, esto lo vi en vivo, y me acordé de mi prima, y lloré.

Los problemas son complejos. No crean que Capriles sería mejor presidente cuando ha sido un PATÉTICO gobernador. Por cierto, tengo una prima que tuvo una hermosa hija con un problema serio del corazón, la niña vive gracias al cardiológico infantil, porque mi prima perdió sus recursos, vendió su apartamento para tratarla en EEUU... Saben para qué vendió su apartamento? Para no tener que llevar a la niña a Los problemas son complejos. No crean que Capriles sería mejor presidente cuando ha sido un PATÉTICO gobernador. Por cierto, tengo una prima que tuvo una hermosa hija con un problema serio del corazón, la niña vive gracias al cardiológico infantil, porque mi prima perdió sus recursos, vendió su apartamento para tratarla en EEUU... Saben para qué vendió su apartamento? Para no tener que llevar a la niña a un hospital chavista. Cuando se quedó sin dinero, la llevó al cardiológico porque no tenía más opción, la hermosa niña vive gracias al cardiológico. No pagó un centavo. Ella, mi prima Aracelis, también votará por Maduro. Se nos acabó el odio prima bella, menos mal. ¿Quieren ver cómo nació el cardiológico? Miren, esto lo vi en vivo, y me acordé de mi prima, y lloré.







Otra cosa, no puede haber cosa más falsa que decir que este sistema de gobierno es dictatorial, como dicen muchos. Tengo amigas que van a España y dicen que allá hay democracia, cuando hay un rey que nadie elige y gobiernan contra la mayoría de la gente, mientras dicen que aquí hay una dictadura cuando hay una elección o más por cada año y la participación de la gente en TODO es innegable. Muchas de esas amigas son opositoras por moda y no por criterio, ¡me perdonan pero es verdad!

Votaré por Maduro, en honor a ese hombre que, tuvo sus defectos, pero que fue un GIGANTE de la historia del mundo... y porque no voy a permitir que la misma gente que me engañó por años, me siga engañando, el proyecto de Chávez lo representa Maduro y no hay rumor que pueda contra esa gran verdad. Cuánto me arrepiento no haberme dado cuenta antes. Gracias Chávez por todo lo que diste a tu pueblo pobre, ahora entiendo por qué tanta pasión en esa gente.

Señores, me he quitado un gran peso de encima, que alivio. Muchas gracias.

marialefer11@gmail.com



LOS ESTRATOS NEGROS 


VENEZOLANOS…,


 vamos a fortalecer a 


Nicolás  Maduro 


el 14 de Abril:



Por Brunilde I. Palacios Rivas y Antonio José Guevara

PRENSA ALTERNATIVA, COMUNITARIA Y PEDAGÓGICA EL NEGRERO de San Agustín del Sur
(No recibe ningún tipo de financiamiento del MINCI, ni de CANTV)


DESGRACIADO DE NOSOTROS SINO CUMPLIMOS CON LOS POSTULADOS DEL MEJOR HOMBRE QUE HEMOS TENIDOS…, HUGO RAFAEL CHÁVEZ FRÍA”
 
General Pérez Arcay

Las poblaciones negras venezolanas tienen que tener claro la importancia que tiene el Evento Electoral que se realizara en Abril de 2013, en el cual es importante apoyar con el voto a Nicolás Maduro, donde se hace necesario que nuestra presencia y participación se haga sentir de manera contundente y categórica, en vista que es importante demostrar nuestro interés en la consolidación del Proceso Bolivariano que actualmente estamos viviendo y nuestro apego a las palabras dejada por el Presidente Hugo Rafael Chávez fría, en el que se hace necesario demostrar con nuestra participación nuestro compromiso en la consolidación de la Revolución Bolivariana, a pesar de que no aceptamos que se nos fue Chávez…, el cantante, el poeta, el llanero, el sentimental, el negrero, el sagrado, el que llevaba a Barina en los tuétanos, a lo mejor él no aceptó que su ida fuera así y por ello vinieron a buscarlo, pero él no quería irse y aunque se fue, siempre estará aquí, acompañándonos a los negros y negras, a quienes se van al rincón a tatarear la música llanera, para exigirnos…, que aunque la experiencia de la perdida, es irremediable y definitiva, siempre nos deja un tropel de recuerdos para que el velo de la indiferencia no deje de descorrerse y no se dé a la tarea de sepultarnos la memoria, aunque sea muy dolorosa y a lo mejor (…), te encontramos reunido con el Negro Juan Pírela, él de Vargas que se apodaba como Papito quien siempre se cobijó del bárbaro rito de los tambores como una gran voz venida de los ancestros que nos reclama para que no sigamos enarbolando el sabor desolado de su significación, porque cada día perdemos algo, en el que no es aceptable que te perdiste bajo la ley inexorable de la resignación o por la aceptación de la imposición de lo desconocido, aunque desde el lugar de la nostalgia, nos hace pensar sobre el significado de la perdida y sobre la devastación que sufre la memoria, cuando la obligan a confrontarse con los residuos de unos recuerdos que se hayan golpeados y rivalizados por el ansia imposible de volver a la fuente del recuerdo y a la vez al duelo de la memoria, donde el espesor del dolor se hace incompresible, porque buscamos dentro de los subterfugios, sus aristas para no quedarnos desorientados y encontrar las evidencias de sus recuerdos, porque recordando pareciera que estuvieras allí…, donde el halo del viento serpentea en las orillas de la piedras y el agua de las marina pacieran cobijarlas para protegerla de la violencia del extravío, para seguir recordándote con la misma manera como te conocimos y para no aceptar que hasta hace poco eras vida y movimiento, porque tú perdida es irremediable…, pero no se halla ahora sepultada por la desolación y el olvido, puesto que el rumor del mar, no le hemos aceptado…, que se atreva a borrar o atenuar lo que tú presencia significa o porque la ausencia de lo que estuvo no comprendió, lo que debería estar condenado a desaparecer y callar. Por ello, la memoria necesita mantener tu imagen de líder que se puso al frente de la historia, para no quedarnos huérfanos de sus verdades y por ello siempre estaremos pendientes de que nuestra memoria este siempre activa y recuperándose…, apelado a los hechos que forman parte del pasado, en el que debemos reconstruir un mapa anterior a lo ocurrido, lo cual marcará el carácter definitivo de lo perdido y preservar la memoria de un Hugo que siempre estuvo pendiente de defenderse de las estribaciones del presente, porque te convertiste en el Hugo maestro, Hugo Chávez el líder y en el Hugo Chávez de los venezolanos que se convirtió en un icono de liberación para los pueblos del mundo, porque no podemos aceptar que estamos en un sueño en el que se nos hace imposible despertar y porque no podemos seguir cabalgando sobre la inclemencia del dolor , porque es hora de reponernos para poder honrar su memoria y comprender que ya te convertiste en un objeto de culto que adquiriste los caracteres necesarios que te permitieron ser puesto en la categorías de los seres sagrados, en donde el imaginario colectivo ha permitido en lo más profundo de su privacidad que te conviertas en parte de su culto y en el que tenemos que comprender que la noción de lo sagrado está en el pensamiento del colectivo, siempre y en toda partes, separada de la noción de lo profano, en el que hay que concebir que lo sagrado es, por excelencia, aquella que el profano se debe y que no puede tocar impunemente. Es por ello que Hugo se encuentras sembrado en lo más profundo del inconsciente colectivo y hoy te podemos encontrar dentro de los altares que forman parte de la religiosidad popular venezolana porque te convertiste en sostén de pluma honrada y sostén de luz.

En este sentido, no solo basta llorar a Hugo (Como lo llamaba Cristina Fernández de Kirchner presidente de Argentina. Piedad Córdova de Colombia o los niños y niñas del mundo), es necesario reforzar nuestra posturas para de esta manera, desmitificar el proceso de despersonalización que reforzó en el imaginario que lo negros no eran personas, no tenían una identidad, estaban sujetos de por vida a ser esclavos y que se refuerza hoy en día con la postura del candidato de la oposición Henrique Capriles Radonski, quien sin penas deja ver su posición de clase y critica de la forma más vil a la familia de nuestro presidente Chávez, irrespetando este momento difícil, aludiendo una serie de sandeces que solamente son creíbles cuando pone a volar su imaginación y le deje libertad a su cuero para que se adueñe de sus estribaciones, en el que deja ver su desespero, porque sabes que sus compañeros de partido lo están utilizando para sacarlo del escenario político y por ello no le había importado ante…, entregar al diputado Caldera para que fuera vilipendiado, acusado, mientras él y Carlos Ocariz, podían seguir aspirando políticamente, sin que tuvieran trabas en el camino.
Si esto pasó con Juan Carlos Caldera, con su compañero de partido…, para Capriles los negros somos seres sin importancia y eso se puede notar en el trato que le ha dado al Estado Miranda, en el que no le importó que esas tierra apta para el desarrollo agrícola (fundamentalmente para el café, cacao, caña y el plátano), se hayan convertido en una balconada publica al mar (al igual que el Estado Vargas) y por ello, esas tierras que reposan junto al mar, la han querido convertir en el lado dulce (por lo salitroso) y su jardín montañoso y costanero en una idea que no cuajó porque llegó Chávez al poder en 1.999 (aunque se quiso hacer lo mismo con la tragedia ambiental que sufrió Vargas a partir de 1.999, donde hubieron muchos ideólogos que sostenía que era la oportunidad de sacar de Vargas, a casi toda su gente y convertirla en el Cancún de la gran burguesía caraqueña y del caribe), en el que se buscaba que Caracas se convirtiera en la Capital del Caribe y para ello se crearon una serie de complejos lúdicos recreacionales (como una especie de estación turística o complejo turístico -habitualmente designado con la palabra inglesa resort-) que lo que buscaba era prostituir a las familias mirandinas que se caracterizan por poseer una piel negra y morenas para que no olvidaran que eran cosas sin importancia que fueron traídos como piezas de ébanos, como seres irracionales que no tenían capacidad para pensar, porque la oligarquía Caraqueña no podía ver con buenos que se le arrebatara posibilidad de contar con un frente, marítimo abierto hacia el caribe (lo cual fue iniciado durante los tres períodos que tuvo como gobernador Enrique Mendoza y los dos de Capriles Radonski,). Los cuales siempre consideraron como una bizarra designación que este estado fuera controlado o gobernado por negros y negras (o es que no se han dado cuenta que casi todos sus gobernadores se han caracterizados por poseer una piel blanca) y para ellos era imposible que sus destinos fueran dirigidos por seres inferiores que fueron cazados, depositados y vendidos por los africanos a los barcos negreros europeos, estereotipados como negros y había que hacer lo imposible para que no pudieran salir de esa situación de enajenación y para ello fue necesario apropiase de sus saberes, prostituir sus mujeres, niños, niñas y adolescentes, creencias, formas elementales de la vida religiosas, formas de bailar, pensar, vestir, etc…, incluso convirtieron la belleza de la piel negra y morena, en una herramienta de negación de sí misma, en eterna fuente de frustraciones en el que existió un rechazo a esa identidad, despersonalizando su propia identidad, lo cual la llevó a perder su sentido de pertinencia y apropiándose de los valores que sirvieron para colonizar a la mujer blanca (ejemplo, sus formas corporales, tan iguales que los patrones por los cuales se rigen los certámenes de bellezas, en donde predomina el criterio de mejorar la raza, en el que se negó la belleza de sus pelos ondulados y se le hizo ver que era malo), transformándose en infranqueable obstáculo entre la situación genérica que se le imponía, en su realización en la historia y la sociedad. Por esta razón leemos y escuchamos aún, que la presencia del negro y negra, fue y es poca valiosa, más bien negativa, en el que se resumen con tal postura la frase para sostener que “el negro trajo consigo sus sensualidad, su superstición y su naturaleza primitiva”, alegando que no estaban en condiciones de contribuir a la creación de ninguna cultura y convertirse en sujeto de transformación, sino de obstruirla. Lo cual se hace presente con la postura de Capriles, el cual ha logrado entender que el Proceso de colonización de su memoria comenzó con su proceso de aculturación, el cual creó una tortuosa práctica, en donde se les inculcaban la sumisión y el fatalismo ante la vida, donde para él, su piel era lo primero que debía negar, porque los negros no tienen derechos a opinar y por ello se le hizo ver, que eran fosa, brutos, bembones, hediondos, en el que siempre se quiso imponer, que siempre negara sus rasgos fenotípicos de evidente ascendencia negra. .
En este sentido, reafirmamos nuestra amor hacia el presidente Chávez, donde hoy lloramos tu muerte pero mañana reivindicaremos tu legado... porque no se le puede decir adiós…, a quien siempre se le enfrentó (…) a las estribaciones del tiempo…! Porque no hemos olvidado que nos reivindicaste y que a pesar que nuestra piel refleja una amplia variedad de tonos que puesta al sol enriquece nuestra textura (puesto que irradiamos un fulgor opalescentes que cuando nos vestimos de blanco o con ropas de vivos colores), nuestros rasgos se hacen sobresaliente y se convierten en una estética envidiable que expresa una amplia sensualidad que se nota en la expresión “…del Negro Morocota al mirar a Iginia con sus senos conversos de mazorcas ansiosos de cosechar, que no le hacían apartarlos de esas ropas mojadas que se les pegaban a sus formas núbiles que le hacía latir el corazón como un tambor que repicaba en sus sentidos, queriéndole reventar sus oídos, mientras su cerebro se hundía en la penumbra vesperal de las aguas cristalinas ” (Juan Pablo Sojo -1.976-. Noche Buena Negra), que tenemos el deber de apropiarnos de todo lo que es inherente a la Revolución Bolivariana y una de las formas de hacerlo.., es depositando nuestra irreverencia y confianza el 14 de Abril del 2.013, al sufragar por Nicolás Maduro, para darnos cuenta que la lucha por la libertad y la felicidad del hombre, hay que convertirla en una manera por la defensa de nuestras creencias, culturales y socio-histórica y por entender que lo valido e importante…,y de esta forma, estaríamos enarbolando la lucha por ocupar los lugares dignos de la vida, porque debemos estar juntos para rogar por tus pasos andantes, que nos permitan comprender las nocturnas letanías de las ranas, como el sordo rugir de la aguas para buscar a través del pretil ahumado la belleza que impregna…, la desnudez indígena de los leños.



11,12 y 13 de Abril de 2002, 1ra Parte,lucha para que no regresen a gobernar


Asalto a la embajada de Cuba en Venezuela (I Parte) . Esto volverà a pasar si Capriles gana


Si algo ocurriera elijan a Maduro como presidente: Chávez


Gacetas oficiales

Gacetas oficiales
toca el icono

¿Cómo colaborar con los refugiados del mundo?

¿Cómo colaborar con los refugiados del mundo?
toca es te icono y ayuda a un refugiado

Libros Budista Gratuitos para bajar

Museo Geológico Virtual de Venezuela

Museo Geológico Virtual de Venezuela
Auspiciado por PDVSA-INTEVEP

He aquì tu portal para crear audiolibros y escucharlos bajarlos y llevarlos

He aquì tu portal para crear audiolibros y escucharlos bajarlos y llevarlos
haz clik aqui

LIBROS MALDITOS

LIBROS MALDITOS
Interesante portal que te enriquecerà, toca el icono